Hace 1,2 millones de años, los homínidos de la Península Ibérica se alimentaron de elefante.

En un fascinante hallazgo arqueológico, se ha descubierto que hace 1,2 millones de años, los homínidos de la Península Ibérica se alimentaron de elefante. Este sorprendente dato revela importantes aspectos sobre la dieta y el comportamiento de nuestros antepasados en la región durante aquel período. El hecho de que los homínidos consumieran elefantes, animales de gran tamaño y fuerza, sugiere un nivel de sofisticación en sus habilidades de caza y procesamiento de alimentos. Este descubrimiento arroja nueva luz sobre la evolución de la alimentación de los homínidos en la Península Ibérica y plantea interesantes interrogantes sobre su adaptación a un entorno variado y desafiante.

Index

Descubren marcas de corte en huesos de elefante de hace 1,2 millones de años en la Península Ibérica

La presencia de marcas de corte sobre los restos óseos del elefante Mammuthus meridionalis, procedentes del yacimiento Fuente Nueva 3 de Orce (Granada), confirman que los humanos comieron de este animal hace 1,2 millones de años, según una investigación en la que participan diversas universidades.

Estas marcas de corte sobre esta hembra de elefante son las más antiguas conocidas para este tipo de animal hasta el momento, tanto de la península ibérica como de Europa.

En 2013 se publicó el hallazgo de los restos de un elefante en semiconexión anatómica asociado a restos de industria lítica y coprolitos de Pachycrocuta brevirostris, un tipo de hiena extinta del Pleistoceno.

Los estudios tafonómicos y la aplicación de inteligencia artificial demuestran que los humanos se alimentaron de este gran animal, siendo las marcas de corte la prueba contundente de esta afirmación.

Investigación revela que homínidos se alimentaron de elefante en la antigüedad en Europa

Investigación revela que homínidos se alimentaron de elefante en la antigüedad en Europa

El elefante también presenta marcas de dientes, siendo asociadas a tigres dientes de sable. Se confirma que estos carnívoros también marcaban los huesos al alimentarse, sugiriendo un comportamiento específico en su alimentación.

Para sorpresa de los investigadores, no se han encontrado marcas de diente de Pachycrocuta, lo que cuestiona la idea tradicional de la actuación de las hienas sobre estos restos.

Este descubrimiento arroja luz sobre la alimentación de los primeros pobladores del continente europeo, quienes pudieron haber explotado al elefante Mammuthus meridionalis como fuente de alimento, revelando aspectos importantes de su dieta y comportamiento.

Patricia Cruz

Soy Patricia, una periodista apasionada por la actualidad nacional que trabaja en la página web El Informacional, un periódico independiente en Español. Mi misión es informar a nuestros lectores de manera objetiva y veraz sobre los acontecimientos más relevantes de nuestro país. Con un enfoque crítico y comprometido, me esfuerzo por ofrecer un análisis profundo y riguroso de los temas que impactan a nuestra sociedad. Mi objetivo es contribuir a la formación de una ciudadanía informada y crítica a través de mi trabajo en este medio digital de gran prestigio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la usabilidad de la navegación y recopilar información. Las cookies no se utilizan para recopilar información personal. Si acepta esta función sólo se instalarán las cookies que no sean imprescindibles para la navegación. Más información