Netanyahu acorralado

En la actualidad, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se encuentra en una situación de extrema presión política y judicial. La noticia de que está siendo investigado por corrupción ha generado un ambiente de incertidumbre en el país. Las acusaciones de soborno, fraude y abuso de confianza han llevado a que su futuro político penda de un hilo. Netanyahu, quien ha sido una figura central en la política israelí durante años, se ve ahora acorralado por las críticas y las demandas de renuncia por parte de diversos sectores de la sociedad. Esta situación no solo afecta al líder en cuestión, sino que también tiene repercusiones en la estabilidad del gobierno y en el panorama político nacional e internacional.

Netanyahu enfrenta presiones internacionales y críticas por errores militares en conflicto con Hamás

Según avanza el conflicto entre Israel y Hamás, y ya van casi seis meses de guerra, los frentes que afronta el primer ministro hebreo, Benjamin Netanyahu, adquieren una mayor dimensión. Al rechazo a la confrontación en la Franja y la exigencia de un alto el fuego por parte de una gran parte de la comunidad internacional, incluidos EEUU, la UE y la ONU, se suma ahora el hartazgo de los familiares de los rehenes en manos del grupo terrorista, además de los errores militares como el ataque el pasado martes a un convoy de ayuda humanitaria de la ONG del chef español José Andrés, World Central Kitchen (WCK), que mató a siete voluntarios.

Precisamente, sobre este último incidente, el jefe del Estado Mayor de Israel, Herzi Halevi, confirmó que el bombardeo a la ONG «fue un grave error», subrayando que no fue «intencionado» y que «no debería haber ocurrido». Halevi lamentó «el daño involuntario a los empleados» de la ONG. «Compartimos el dolor de sus familias, así como el de toda la organización, desde el fondo de nuestros corazones», subrayó.

A pesar de la asunción del error, el cocinero José Andrés cargó con fuerza contra Netanyahu: «No fue solo un desafortunado error, sino el resultado directo de la política de su Gobierno de reducir la ayuda humanitaria a niveles desesperados». José Andrés señaló que «los israelíes, en el fondo de su corazón, saben que los alimentos no son un arma de guerra» y que «Israel es mejor que la forma en que se libra esta guerra».

Familiares de rehenes irrumpen en la Knéset en protesta por falta de acuerdo de liberación

En este ambiente de bipolaridad en la sociedad hebrera, una de las acciones más contundentes que tuvo lugar el pasado miércoles fue cuando un grupo de activistas y familiares de los capturados el 7 de octubre por Hamás irrumpieron en el Parlamento israelí -la Knéset- como forma de protesta y arrojaron pintura amarilla -el color con el que se recuerda a los cautivos- contra los cristales.

Los miembros de seguridad de la Cámara acudieron rápidamente para impedir que este grupo pudiera proseguir con su queja, lo que desató el caos y algunos forcejos. No es la primera vez que los familiares de los rehenes acuden a la Knéset, pero ahora la situación es especialmente tensa ya que el Gobierno sigue sin cerrar un pacto con el grupo islamista para liberar a las 130 personas secuestradas. Un porcentaje de la sociedad hebrea considera que el premier está anteponiendo su supervivencia política al retorno de los cautivos, alargando la ofensiva en la Franja de Gaza para no tener que hacer frente a los juicios pendientes de corrupción o nuevos comicios.

Rubén Flores

Hola, soy Rubén, autor en El Informacional, un periódico independiente de actualidad nacional en Español. Me apasiona investigar y compartir noticias relevantes con nuestra audiencia. Mi objetivo es ofrecer información veraz y de calidad para mantener a nuestros lectores informados sobre los acontecimientos más importantes de nuestro país. ¡Gracias por confiar en El Informacional para mantenerte al día!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la usabilidad de la navegación y recopilar información. Las cookies no se utilizan para recopilar información personal. Si acepta esta función sólo se instalarán las cookies que no sean imprescindibles para la navegación. Más información